Menú Principal
29 de mayo de 2020

Radiólogos y anestesistas se ponen a disposición de otros servicios clínicos para hacer frente a alta presión asistencial

En el marco de la emergencia sanitaria ocasionada por el Coronavirus, la Dirección del Hospital Barros Luco determinó el regreso de médicos de diferentes especialidades que estaban haciendo turnos, ante lo cual, anestesistas y radiólogos se pusieron a disposición de otros servicios clínicos, con el objetivo de hacer frente a la alta demanda y presión asistencial del momento.

“En general, el regreso de estos y otros funcionarios que se encuentran haciendo turnos, permitirá dar continuidad a la atención de pacientes médicos y en el caso del Centro Respiratorio, dar cobertura a funcionarios y a usuarios que consultan en el Centro de Diagnóstico y Tratamiento (CDT). Además, se podrán integrar a labores clínicas administrativas tales como notificaciones, acceso a bases de datos, reportes estadísticos, entre otras funciones”, dijo la Directora del hospital, Dra. Gisella Castiglione.

De esta forma, la medida se suma a una serie de acciones entre las que se encuentra, además, el  regreso del personal de admisión para optimizar la entrega de información a familiares de pacientes. “El regreso de los funcionarios de admisión es clave y será en base a la actualización del protocolo de uso de Elementos de Protección Personal recientemente publicado”, aseguró Castiglione.

Otra de las medidas proyectadas por la Dirección del HBLT considera el aumento de Recurso Humano en la atención cerrada, en el caso de aquellos funcionarios alejados por ser contacto estrecho o por haber  positivo en el examen PCR y a medida que la contingencia así lo demande.